dilluns, 17 d’octubre de 2011

ACTITUDES

 
La superficialidad, algo que no puedo tolerar, algo que me cuesta aceptar, aquello que parece lo que no es, aquella persona que quiere aparentar y hacer creer a los demás que es fiel, que es buena, que es perfecta, que lo material es lo importante, el honor, la categoría social, el dinero… pero en realidad no, la realidad es que sólo actúa con superficialidad, falsedad, con mentiras, con mentalidad e ideas incultas… Las personas que realmente merecen la pena son las sinceras, las que van y actúan con la verdad por delante, las que dicen las cosas tal y como son, las que se fijan en el interior, las que valoran como son las cosas por dentro, no sólo el exterior. 

Clàudia Vall-llosera
1r B batxillerat

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada